Segunda de Feria del Corpus de Granada,en la que se han lidiado seis ejemplares de Salvador Gavira, desiguales de presentación y juego, para Antonio Ferrera,  José Garrido y Ginés Marín.

Abrió plaza “Ferrolano”, al que Ferrera recibió de dos largas cambiadas desde el tercio, lo quiso cuidar, incluso haciéndose cargo de gran parte de la brega en banderillas. Brindo su faena  a Mari Sol, pareja del también matador de toros granadino David Fandila “El Fandi”.  Faena basada en el temple y la ligazón, siempre a media altura con claros apuntes de predisposición y oficio por parte del balear debido a la escasa fuerza del animal. Mató de suerte contraria, paseando la primera oreja de la tarde.

El cuarto Ferrera lo recibió de una manera muy personal, con el capote recogido y embutido en el ozico del animal. Se decidió tras gran petición a banderillear,  fueron  invitados  Garrido y Marín, declinando éste último, gran tercio de banderillas que hizo poner al aficionado en pie, faena de mucho valor, aplomo y cercanía pero que no llego a calar con rotunda en los tendidos, aunque si llega a matar bien hubiera cortado de nuevo otra oreja, saludo desde el tercio al terminó de su faena.

Ajustadas fueron las  chicuelinas  con las que nos deleito  José Garrido en su primero , faena muy medida pero con poca transmisión por parte del astado , el epilogo de su faena fue de arrimón y de rodillas para conectar con los tendidos, mató de pinchazo hondo y paseo su primera oreja.

El quinto fue devuelto y salto al ruedo el primer sobrero de la ganadería de Albarreal , toro encastado de salida que subo exprimir y llevar siempre muy toreado, no le dudo nunca  y expuso en todo momento, mato bien y fue premiado con las dos orejas del animal.

Ginés Marín a priori se llevó el peor lote, en su primero estuvo muy variado con el capote, empezó a la verónica, para pasárselo muy cerca por delantales y terminar con unas más que ajustadas chicuelinas.  El inicio de su faena demostraba las intenciones con las que venía, comenzó a pies juntos llevándolo embutido hacía las afueras del ruedo, pronto se apagaría el de Gavira, quizás por el exceso , a pesar  de entenderlo  y arrimarse no pudo culminar lo que apriori se había imaginado,  mató de pinchazo hondo y descabello y saludo desde el tercio.

El sexto fue más que protestado tras perder en varias ocasiones las manos, Marín tiró de oficio e inteligencia y se inventó una gran faena, en la que resultó cogido sin consecuencias, exposición, valor y cabeza fueron piezas claves en la composición de su faena, remato con unas ajustadas bernardinas  recibiendo como premio  las dos orejas.

 

 

Granada, jueves 31 de mayo de 2018. Feria del Corpus. Toros de Salvador Gavira y uno (5º bis) de Albarreal,. Flojos en líneas generales y desiguales de  presentación. Destacaron  primero, segundo y cuarto. Antonio Ferrera (Turquesa y oro), oreja y  ovación con saludos tras aviso; José Garrido,( Sangre de toro y oro) oreja y dos orejas; y Ginés Marín,( Tabaco y oro) ovación con saludos y dos orejas. Entrada: Un tercio. Saludaron montera en mano Jesús Diez “Fini” y Manuel Izquierdo tras parear al tercer toro de la tarde

 

INFORMA: Roberto López